Si esperabas que los iPhones que se lancen en 2019 tuvieran ese cambio radical que tuvo el iPad Pro, parece que habrá que seguir esperando.

Ese gadget le abrió las esperanzas a toda la fanaticada de Apple sobre un importante cambio, uno que unificaría a la compañía de la manzanita con el resto del mundo tecnológico, casi en forma de tratado de paz y esperanza para la humanidad.

Hablamos, evidentemente de la eliminación del puerto Lightning para dar paso al universal USB-C, que ya está presente en casi todos lados.

Teóricamente esto hacía evidente que los iPhones iban a dar el salto para eliminar este cable y puerto presentado en 2012 y que ya muestra su edad, pero no será así, según informa Macotakara.

Es más, de acuerdo a esta fuente se seguirá incluyendo el infame y poco rápido cargador de 5W en la caja, en vez de uno que de carga rápida. Una real lástima. El Mi Mix 3 incluía hasta un cargador inalámbrico.

A %d blogueros les gusta esto: